El arte del Zhen – Shan – Ren  reúne las obras de varios artistas, que tienen común la práctica del Falun Gong. Las piezas exhibidas son una expresión visual y conmovedora de sus vidas, de ellas se emana rectitud, bondad, justicia, valor y tenacidad.